+ Entradas

24/8/11

+ Vispera cumpleañera..

Siento una ola de escalofrío, uno tras otro, como si estuvieran cayendo sobre mi. No me causan temor, pero si un peso extra de algun modo. Ahora que veo mejor el panorama, no eran los escalofríos los que caian sobre mi. Sino mas bien los años que vienen a mi. Mañana sera uno mas ·23· y el próximo seran 24 y asi hasta que en el momento menos pensado este cuerpo se desplome y mi alma despegue para volar. [Que horror, ya pronosticando muertes y ese tipo de cosas..] Pero vengo a plasmar un poco mi ¿Antes? para replantear mi ¡AHORA! y mejorar mi ¡DESPUES!.. 

Los cumpleaños mios, siempre fueron medios fiascos. Recuerdo algunos lejanos donde me sentía completa y era apenas una niña de 6 años casi. Un salón de fiesta, todos mis compañeros de prescolar, dos animadoras algo colgadas, disfraz, juegos, comidas tipicas de cumpleaños (palitos, chizito, papas fritas, panchos) y no nos olvidemos de la gaseosa!!. Recuerdo tambien que habia un baúl, donde cada invitado dejaba su regalo.. Y cuando la fiesta terminaba en una bolsa enorme traia todo lo que habia dentro del baúl. En casa me ayudaban para abrirlos y ver que eran. Me sentia tan contenta, tan feliz.. Pero no por los regalos, lo material definitivamente no era mi fuerte. Sino por el simple hecho de haber pasado una tarde llena de amor, con gente que queria, quiero y querré siempre. Es mas, estuve todo el cumpleaños tocandome un diente ¡QUE ME LO TERMINE SACANDO! y el famoso RATÓN PEREZ a la noche me iba a traer su regalo.. Cuantas cosas lindas sentia de chica. A medida que mis años pasaban, las cosas no eran las mismas, los compañeros eran otros, diria que mas frios conmigo.. El amor que tal vez sentí a los 6 años, no lo sentí tanto a los 12. Mi cumpleaños siempre se interponia con uno que cumplia antes y otro despues que yo, y yo tenia cara de pocas amistades ya. Remonto un poco a los 16-17 años creo, rescato dos o tres lindos festejos y de nuevo caí en picada.. Hoy despido los 22 y saludo a los 23. Ser madre a los 21, me dio un panorama diferente al que venia viviendo. Tener una obligacion de por vida y una tarea que cumplir, me hacen diferente a lo que era. Todavia mantengo algunas actitudes, pensamientos o cosas guardadas de mis años. Pero, prefiero no colgarme de los recuerdos, porque justamente eso es.. RECUERDOS. Los guardo en el corazón o en alguna bolsa/caja del placard. Las cosas buenas se conservan con el tiempo, y las malas se pulen al pasar días, meses, años.. 
Debo admitir que estoy con pocas ganas de un ¡feliz cumpleaños! en cuanto a lo festivo, pensaran que estoy antisocial, que me volvi autista. Pero ¡NO! como podrian pensar eso?, solo que a veces necesito mi lado solitario y me esta consumiendo mucho mas de lo que pensaba. Estoy muy tranquila conmigo misma, de a poco descubro cosas que sin darme cuenta la tenia delante de mis ojos, aprendo, me equivoco de los errores y sigo mirando adelante, pero pensando en el AHORA y no programando lo que vendra, ni volviendo a lo que fué.

Me despido con unas humildes palabras..
-¡CHAU 22!..  QUE TE VAYA BIEN.
-EL QUE SIGUE?.. 
(Unos segundos donde por la puerta se genera una hermosa luz blanca) se acerca y le dice..
-HOLA, SOY 23 ¿YA PUEDO EMPEZAR?..
-Y.. SI, OTRA NO QUEDA.. ¡BIENVENIDO 23! PONETE COMODO :)


1 comentario:

  1. Bienvenidos 23! wiiiiii! Pero después de las doce! Todavía tenés 22! y a mí no me vengas con el alma solitaria y esas cosas porque YO voy a estar ahí!!! Te quieroooo!!

    ResponderEliminar